En materia de adhesión al Estado de Derecho en cada una de las 32 entidades federativas del país, actualmente hay más retrocesos y estancamiento que avances.

De acuerdo con los resultados del Índice de Estado de Derecho (IED) en México 2021–2022 de World Justice Project (WJP), “en gran parte de las entidades del país’’ hay “un deterioro” en el tema.

Esto “contrasta con los patrones observados” en los tres reportes de anteriores, cita el informe, mismo que “se explica por tres tendencias: el debilitamiento de los contrapesos institucionales a los gobiernos estatales y una contracción del espacio cívico, el deterioro en los sistemas de justicia penal y la falta de avances en materia de anticorrupción.

“Al igual que la edición anterior, ningún estado llega a una calificación perfecta. La puntuación más alta es de 0.49, en Querétaro, por lo que todos los estados tienen retos persistentes en las diferentes dimensiones del estado de Derecho”, consigna el informe presentado en la Cámara de Senadores por Alejandro González Arreola.

El director de proyectos de Estado de Derecho del WJP afirmó que al final del día el Estado de Derecho no es más que un principio de gobernanza que establece que cualquier entidad, sea pública, privada o social debe sujetarse a la ley.

Para leer noticia completa: Clic aquí